sábado, 5 de diciembre de 2009

El post de las letras.

Estos bichitos se van civilizando. Prueba de ello son las letras que demuestran saber formar.

Esta es una "n" minúscula:







Y ésta es la letra "F":


Ahora una que parece una "i":


Una más, la "O":


Y para terminar un conato (frustrado, diría yo) de formar la letra "A".



Se ve que tienen que mejorar la caligrafía. !Hala, a practicar!

PD: Las veinte y pico letras del abecedario, bien combinadas, han sido suficientes para escribir todos los libros que conocemos. Igual de sorprendente sería que hubieran servido para componer uno solo de ellos, por ejemplo la Escuela de Mandarines o cualquier otro de los que escribió Miguel Espinosa. Veintitantas letras dan para eso y más.

Sirva este post de homenaje a tan insigne escritor.

¿Llegarán los bichipenes a formar alguna palabra? En fin, por algo se empieza, cabe decir.

14 comentarios:

V dijo...

La o no me gusta nada, parece un yugo :( y no sé... las letras no debieran ser eso -ninguna de ellas, ni la o- sino todo lo contrario, pienso.

Qué paranoia, ahora voy a leer cualquier cosa y voy a ver miles de bichipenes en danza o_O

Besitos, Aus.

p.s. yo aún estoy esperando ver que alguno no tiene cara de amargao ¡¡¿¿SABES??!! XD

Novicia Dalila dijo...

Yo también he pensado muchas veces que 20 y pico letras den para transmitir todo el pensamiento en forma de literatura, de libros, de panfletos, de pintadas en una pared incluso. ¡¡¡Tenemos tanta suerte de tener esta capacidad¡¡¡
Me encanta que mis niños estén a la altura y sepan (o intenten) comunicarse de esta manera.
De momento, me pillo estas letritas por si algún día las necesitamos....

A mí tambien me parece que sufren demasiado. Que están muy cansados, o cabreados, o apesadumbrados.... Hay alguma forma de contentarles?
´
Un beso y feliz puente, Aussss.

Iris dijo...

A mí me encantan, me recuerdan a mi primer alumno cuando me tocó alfabetizar.

Un beso multicolor y evocador gracias a tus bichines letrados

Malo Malísimo dijo...

Mardito AUS, tres días, tres, llevo pensando... ¡y qué le digo yo a este! Pero...¡Ah! Malandrín, ¡Te pillé! ¿Cómo estos bichipichis tuyos van a hacer una Ñ o ñ? Nuestra castiza, genuina y única letra (lo de única es porque las demás son compartidas)

De todas maneras es bueno que los animalicos estos empiecen a usar su raciocinio e intententar comunicarse con nosotros. Por ciertos al ser un tanto arbóreos, podemos dejar que les crezcan unas ramitas laterales y con las podas convenientes transformárselas en manitas. Siempre he sido partidario de la investigqción básica en el lenguaje, siempre he creido que no nos comunicamos con las cucarachas no porque éstas sean inferiores y no se comuniquen si no porque no hemos sabido cómo.

aus dijo...

Vero y Dalila, yo a los bichipenes estos más que amargados, apesadumbrados o cabreados los veo muy feos. El estar serios y circunspectos puede corregirse. Tal vez sólo sea que aún no han aprendido a reírse. Las criaturitas nacen llorando, hasta que sus padres con mimos y cuidados les enseñan a sonreír. Será, pues, cuestión de tiempo y de que tengan buenas madrinas en todo caso ;)

Ahora bien, lo de ser feos no tiene remedio. Desde luego, el dibujante de los bichipenes –sea quien sea- no ha captado el mensaje que hace poco lanzó el papa a sus artistas preferidos: “vosotros sois los custodios de la belleza”, les dijo. O está sordo o probablemente no es uno de sus artistas preferidos. Porque mira que son feos los bichipenes estos...

Pobres criaturas, en qué manos han caído.

Muchos besitos a las dos.

Iris, qué bonito debe ser enseñar a leer. Yo he disfrutado enseñando a dibujar a mis hijos y a mis sobrinas. No tiene precio poder observar la cara de curiosidad y entusiasmo que se les queda cuando ven aparecer por primera vez como por arte de magia una figura en el papel .

Besos color verde de pizarra.

Malo, habrá que convencer al dibujante para que les ponga una sonrisa, como quieren Vero y Dalila, y manos, como hace tiempo pidió María y ahora sugieres tú. Pero ¿sabrán cómo se emplean? Alguien –se menta el pecado pero no el pecador- ya dijo por aquí que su bichipene, de tanto apretón de mano, parecía el mando de un escalestrix, ejemplo claro de lo deformantes que pueden ser las manos para los bichitos de marra.

Hay quien cree que la posición bípeda permitió a los primeros homínidos quedar libres de las manos, y empezar a utilizarlas como un apéndice del cerebro, permitiendo el desarrollo de éste. Pudimos pensar en un software cuando ya tuvimos un hardware, por decirlo así. Entonces, me pregunto yo: si las manos son la prolongación de nuestro cerebro, ¿los bichipenes de qué son la prolongación? Me temo que para resolver esto tendríamos que pasar de la antropología al psicoanálisis, sin solución de continuidad.


Saludos, Malo. Interesante tu reflexión sobre los lenguajes. Estoy de acuerdo, cachondeo aparte (así que no me tengas muy en cuenta las elucubraciones de hoy).

Anónimo dijo...

La Repú, piensa ya en como seran los penes estos, en cirílico.

Si quieres alguna letra en cirílico, solo tienes que quitarte la gafas y leer el nombre de una calle, es lo más parecido a la realidad.

María dijo...

Mira AUS,
Vas a tener que atender al clamor popular y como dicen VERO y NOVI, hacer algo por tus pequeñines, que se les ve, hechos polvo...¡¡Que de feos no tiene nada!! ¡¡No sé será que los miro con cariño!! Aquí ya todas, como si fueran medio nuestros, no sé si como madrinas o medio madres...ja,ja,ja.

Mira tú, si no es una tragedia, ver como tienes a estos pobres aprendices del lenguaje escrito...

A la "n", la tienes amargada por que sólo le ha nacido un enorme brazo, que aunque lleva ruedecilla, no deja de ser incómodo al faltarle el otro, que la equilibre...¡¡Escúchala!! ¡¡Te está pidiendo a gritos que la conviertas en "m" !! ;-)

Lo de la pobre "f" es ya un verdadero suplico, dos pequeñines que jugando se han metido en dos tubos de esos de la construcciçón y han quedado atrapados, y para colmo, se les han escurrido los piececitos por unos agujeros y les quedan colgando...¡¡¡Help, help!! te gritan...

La "i" no me da ninguna pena, es como un carnicero, con un enorme mandil negro y carta de querer cargarse a alguien...

La "o" es igualita que la carita que se nos refelja en el espejo, por las mañanas cuando el despertador nos saca de un brinco de la cama y al vernos decimos ¡¡¡xD, pero qué pena me doy!! :))

Y por último tu "A", otros que tal bailan. Son una mamá con su pequeñín que se encuentran a la pesada de turno por la calle, a la que después de besar, soportan con paciencia franciscana, mientras les suelta el rollo de turno....

Pero no te preocupes AUS, tus pequeñines, aunque aún estén aprendiendo a escribir, ya dicen mucho,
¡¡Muchísimo diría yo!!

No todo el mundo puede aspirar a ser un Miguel Espinosa ( no he leído nada de él) pero he oído hablar maravillas a los "pocos" que como tú, han sido tan afortunados como para leerle...
Me lo apuntaré.

Seguro que estará feliz con tu homenaje, donde quiera que se encuentre...

Sorry, por el rollazo, es que cuando me dejo ir...

Muchos besos, AUS.

V dijo...

Que sean feos da igual, si sonríen se apaña, fijo. La belleza en los ojos del que mira. Yo les veré la mar de guapos cuando les vea contentillos. Seguro además.

Un besete, salao.

aus dijo...

La Repú, con el castellano se van a tener que apañar. Aunque si quieren, que aprendan cualquier otro idioma, da igual, que yo los idiomas no creo que los haya unos mejores que otros, como gustan de afirmar muchos españolistas. Al fin y al cabo, en el mejor de los casos todas las lenguas acaban expresando lo mismo: los pensamientos de quienes las hablan, sea con unas letras o con otras.

Yo no llevo gafas, LR. De momento leo bien a 50-60 cm. Resistiré lo que pueda, hasta que empiece a leer en cirílico. Incluso entonces, para leer los periódicos no sería mala idea. Total, para las mentiras que cuentan qué más da.

Salú, La Repú.

María, nada de rollo, al contrario, tu comentario es divertido y ocurrente, como siempre. Y esta vez no echo en falta la dosis diaria –adicto que es uno- de imaginación. Me has enternecido con tu reivindicación de la m para la sufrida n, manca ella la pobre. Tu versión de la f me ha hecho reír. La i con cara de carnicero me ha espantado. Y estoy de acuerdo, la o es patética. La escena de las señoras que se besan en la calle parece del neorrealismo italiano, mismamente. Vamos, que le has puesto el decorado y todo. Eso está muy bien.

Sí, Miguel Espinosa fue un escritor fabuloso pero poco leído. Injustamente poco leído. Cuando lo lees por primera vez experimentas una especie de redescubrimiento de la literatura. Te lo recomiendo, desde luego.

Muchos besos, María.

Verito: no desesperes, que verás cómo aprenden. Tú sí que eres una belleza, se mire como se mire.

Besitos.

ATB dijo...

Oye Aus

Le voy cogiendo yo el tranquillo a esto de los bichipenes. He de confesarte que aunque al principio no me parecieron demasiado interesantes, ahora espero con interés cada nueva entrada.

Han cobrado vida propia. Y aunque sus escenas aparentemente son inconcretas y absurdas, precisamente por eso admiten cualquier interpretación alegórica. Y yo soy muy de alegorías.

Según yo lo veo, se perfila como un gran Blog el tuyo. Enhorabuena.

Respecto a esta entrada he de decirles a esos desgraciados que se empeñan a duras penas en construir algo parecido a unas letras decentes, que como es sabido:

es de pcoa impotrancia en que odern etsan las lertas en las palbaras, lo mas improtnate es que la prirmea y ulimta lerta tieenn que esatr en su luagr.

E incluso les podemos decir para que terminen de relajarse del todo y sean felices que las letras no son tan necesarias como pudiera parecer, es más, son casi toalmente prescindibles:

P454M05 MUCHO 713MP0 23 NU357R45
V1245 C0N57RUY3N20 4L6UN4 C054,
P3R0 CU4N20 M45 74R23 UN4 6R4N OL4 LL364 4 2357RU1R 70D0 L0 9U3 H3M05 H3CH0, 50L0 P3RM4N3C3 L4 4M15742,
3L 4M0R Y 3L C4R1Ñ0 23 L45 M4N05
9U3 N0 V4C1L4N 3N 4YU24RN05 4
R3C0N57RU1R.

54LU2

(Hay que leer deprisa)

aus dijo...

También a mí me gustan las alegorías, ATB. Me produce curiosidad el significado que pueden tener las cosas que percibimos. Porque ¿quién nos dice que la vida misma no es una alegoría en la que los actores y lo representado vienen a ser lo mismo? ¿No representa cada cosa y cada uno un papel en la alegoría de la vida como el atrezzo y los guiñoles en el teatro de las marionetas? En fin, muy barroco me estoy poniendo... Decía que todos representamos algo, también los bichipenes estos.

Las últimas frases de tu comentario parecen escritas en cirílico, que es el alfabeto en el que algunos leen cuando se quitan las gafas, como advirtió más arriba La Repú. Si dicen lo que yo creo que dicen, que es posible que lo digan, estoy totalmente de acuerdo. Nada hay tan imprescindible como eso. Leámoslo deprisa y pensémoslo despacio.

Un abrazo, ATB.

María dijo...

¡¡AUS, te me has congelado?
Anda, por favor... Acércate a mi casa, seguro que te gustará el paseo. Sé que te gustan los árboles y la naturaleza. Te enseñaré el castaño más grande del Bierzo, creo que de España, aunque sé que en Extremadura, tenéis cinco enormes...

¿¿Has encendido la calefacción en tu casa a tope, para que tus pequeñas letras estén bien calentitas?? ;-)

Muchos besos, AUS.

Sé que lo has entendido perfectamente, pero como es tan bonito, te traduzco el cirílico de ATB...

"Pasamos mucho tiempo e nuestras vidas
construyendo alguna cosa, pero cuando más tarde una gran ola llega a destruir todo lo que hemos hecho...Sólo permanece la amistad, el amor y el cariño de las manos que no vacilan en ayudarnos a reconstruir."

Me lo voy pensando despacito... No hace falta...
¡¡Una verdad preciosa y de las gordas!! ;-)

Manuel Muñoz López dijo...

Agus tenemos pendiente la cena en el bujio ese del puerto.

aus dijo...

Ya he visto en tu blog ese castaño impresionante, María. Los castañares son preciosos. En general todos los bosques de caducifolios tienen un encanto especial, porque las transformaciones estacionales renuevan contínuamente su aspecto.

Cerca de mi pueblo, en el término de Oliva de la Frontera, hay uno de los pocos ejemplares híbridos de encina y alcornoque -les llaman mestos-. Tiene unas dimensiones gigantescas. Dicen que su tronco es el de mayor diámetro de la península. Parece tener cientos de años, y posiblemente los tenga.

También allí hay castaños y algunos nogales.

Por aquí abajo casi no hace falta calefacción, María. La humedad puede arrugar un poco a los bichipenes, pero nada más.

Sí que es bonito el pensamiento que ha traído ATB. Gracias por trascribirlo, así se lee mejor.

Muchos besos. Y no te enfades por la broma de mi comentario en tu blog. Me encantó tu entrada.

Manolo: qué te parece el lunes o el martes? Hablamos por teléfono.

Salú.